El efecto del uso de desodorantes en el desarrollo del cáncer de mama ha sido objeto de numerosos estudios científicos y de cantidad de rumores propagados por los medios de comunicación. ¿Qué hay de cierto en todo esto?

En 2002 se publicó un estudio sobre la relación entre el cáncer de mama y el uso de antitranspirantes (1), el cual no mostró un riesgo mayor de padecer ese cáncer por las mujeres que usaban antitranspirantes incluso una hora después de haberse rasurado las axilas. En 2003 se publicaron los resultados de otro estudio distinto (2) en el que se estudió la frecuencia de afeitarse las axilas y el uso de antitranspirantes entre 437 supervivientes de cáncer de mama. En éste se vió que la edad en que les fue diagnosticado el cáncer fue significativamente menor en las mujeres que usaban estos productos e incluso en las que empezaron con este hábito antes de los 16 años  Estos resultados sugieren una relación entre afeitarse las axilas y usar antitranspirantes con el cáncer de mama, pero no demuestran resultados concluyentes para dicha relación.

Otro estudio del 2006 , (3) en el cual se examinó también el uso de antitranspirantes y otros factores de 54 mujeres con cáncer de mama y otras 50 sin él, concluyó que no existe una relación entre el uso de éstos productos y el cáncer de mama. Sin embargo si la hay con los antecedentes familiares y el uso de anticonceptivos orales.
Aunque el mecanismo de esta relación no está identificado, la localización anatómica de los tumores y la concentración de aluminio y parabenes en el tejido de éstos dan una pista de la contribución de éstos componentes en el desarrollo de este tipo de tumores.
Que los parabenes imitan la actividad de los estrógenos en el organismo está demostrado (4). Y este estudio del 2004 (5) comprobó la acumulación de parabenos en 18 de las 20 muestras analizadas de tumores de seno, pero no se pudo comprobar que causaran el tumor pues no se analizó tejido sano o de otras partes del cuerpo, por lo que no demostraron que los parabenes se encontraran sólo en tejido tumoral.

Las sales de aluminio

El ingrediente activo de los antitranspirantes es el aluminio. El ión alumínico puede penetrar en el organismo y pasar a torrente sanguíneo, si forma parte de un compuesto con tamaño de partícula tan pequeño que sea capaz de atravesar los poros. Las sales de aluminio que causan este problema son: Aluminium chlorhydrate, Aluminium chlorydrex, Aluminum fluoride, Aluminium chloride y Aluminium zirconium.
Además es bioacumulativo: el riesgo de sus efectos negativos aumenta con la exposición continuada. Pues de éste también hay estudios que sugieren su actividad estrogénica y su posible relación con el desarrollo del cáncer de mama (6).
Los resultados demostraron que el aluminio en forma de éstas sales (halogenuros) puede interferir en los receptores estrogénicos de las células tumorales de la mama, sumándose así a la creciente lista de los llamados metaloestrógenos. Además este mismo investigador encontró el aumento de incidencia de tumores en el cuadrante superior externo de la mama, zona cercana a la aplicación del desodorante.

También hay que decir que un estudio del 2005 (7) revela que en las dosis necesarias para producir la mutación de las células  tumorales son mucho más peligrosos los fitoestrógenos aportados por la dieta que los parabenes utilizados en el aseo personal, por su potencia y concentración.
Con todo esto parece que serán necesarios más estudios para descartar la asociación entre el uso de desodorantes y el cáncer de mama, pero nuestra recomendación, aplicando el principio de prevención, es evitarlos.
La cosmética natural nos ofrece una solución perfecta: la piedra de alumbre. Es un desodorante natural, en el cual el aluminio se encuentra en forma de sal potásica, molécula de tamaño muy superior al del poro, por lo que no penetra a través de la piel.

En Verum Natura tenemos una amplia selección de desodorantes naturales, con y sin piedra de alumbre, eficaces y adaptados a todo tipo de pieles…y sin ingredientes perjudiciales para tu salud!!

 

Fuentes:
(1) Mirick.DK,Davis.S,Thomas DB. Antiperspirant use and the risk of breast cancer. J Natl Cancer Inst 2002 Oct 16;94(20):1578-80.
(2) Mc.Grath KG. An earlier age of breast cancer diagnosis related to more frequent use of antiperspirants/deodorants and underarm shaving. Eur J Cancer Prev. 2003 Dec;12(6):479-85.
(3) Fakri S. et al. Antiperspirant use as a risk factor for breast cancer in Iraq. East Mediterr Health J. 2006 May-Jul;12(3-4):478-82
(4) Harvey PW, Everett DJ. Significance of the detection of esters of p-hydroxybenzoic acid (parabens) in human breast tumours. J Appl Toxicol. 2004 Jan-Feb;24(1):1-4
(5) Darbre, PD. et al. Concentrations of parabens in human breast tumours. J Appl Toxicol. 2004 Jan-Feb;24(1):5-13
(6)Darbre, PD. Aluminium, antiperspirants and breast cancer. J Inorg Biochem. 2005 Sep;99(9):1912-9.
(7) Golden R1, Gandy J, Vollmer G. A review of the endocrine activity of parabens and implications for potential risks to human health.Crit Rev Toxicol. 2005 Jun;35(5):435-58

Imagen: Jacinta Lluch Valero (Flickr)