La celulitis. Nuestra eterna enemiga. Y es que es un trastorno que afecta a 9 de cada 10 mujeres, incluso a las más delgadas .
Como en cualquier batalla la mejor forma de vencer al enemigo es conocerlo a fondo: cuál es su origen y qué factores influyen en su formación.

Cómo se forma la celulitis?

La celulitis es una alteración de los tejidos adiposo y conjuntivo y de la microcirculación que se va formando en diferentes fases:

  • : la microcirculación venosa y linfática se enlentece y provoca la vasodilatación
  • : por esta vasodilatación los vasos venosos y linfáticos se hacen más permeables y se produce la extravasación de líquido al exterior o edema.
  • : este líquido se vuelve denso y espeso e impide el intercambio de nutrientes ente las células del tejido adiposo, las cuales crecen y crecen en tamaño al no poder eliminar las sustancias de desecho
  • : se forma una red fibrosa que encierra a las células grasas y los vasos e impide todavía más el intercambio de nutrientes. Incluso puede llegar a producir dolor debido a que también comprime las terminaciones nerviosas
  • : esta fibrosis evoluciona formando nódulos que son los que provocan la apariencia externa “piel de naranja”.

Qué factores influyen?

  • La falta de ejercicio y un estilo de vida sedentario
  • Una dieta desequilibrada y con exceso de sodio
  • El sobrepeso
  • La mala circulación
  • Consumo de alcohol y tabaco
  • Cambios hormonales: pubertad, embarazo, menopausia…

Pero no hay que rendirse. Si somos constantes y con unos buenos hábitos podemos reducirla considerablemente. Lo ideal es combinar la crema con ejercicio físico y una adecuada alimentación.

Qué activos debe llevar un buen tratamiento para la celulitis?

Cuando hablamos de un cosmético siempre hay que tener en cuenta que sólo penetran en la epidermis, la capa más superficial de la piel. Los adipocitos se encuentran en la capa más profunda, la hipodermis, con lo cual, es difícil que los activos de una crema lleguen hasta allí. La cafeína y los aceites esenciales por pequeño tamaño de sus moléculas si lo consiguen.

Los activos más utilizados son:

  • Activos lipolíticos, queman las grasas acumuladas. La cafeína y los compuestos iodados que contienen algas como el fucus activan el metabolismo celular potenciando la eliminación de lípidos.
  • Activos venotónicos que mejoren la microcirculación, evitan la formación de edemas y ayudan a eliminar líquidos y toxinas. Como por ejemplo el castaño de Indias (rico en escina), el rusco (rutósidos), el hamamelis y aceites esenciales de ciprés, cedro o enebro.
  • Activos drenantes que ayudan a la eliminacióin de líquidos, como la hiedra, el te verde o el abedul.
  • Activos reestructurantes y regeneradores que refuercen las fibras de colágeno como la centella asiática y la cola de caballo, rica en silicio. También los aceites vegetales ricos en ácidos grasos esenciales refuerzan la epidermis aumentando la elasticidad de la piel.

 

En Verum Natura hemos seleccionado estos dos productos:

  • La Crema Anticelulítica de Centella asiática de Amapola Biocosmetics, con una excelente formulación a base de Centella asiática, hiedra, fucus y agua de hamamelis
  • El Aceite Body Slim&Detox de Saper Cosmética, extractos activos de abedul, enebro y cedro. Con aceites de oliva, sésamo y girasol ecológicos, que hidratan y reafirman la piel.

  Cómo se debe aplicar un tratamiento anticelulítico?

Se debe aplicar realizando un masaje con ambas manos desde la rodilla al muslo con movimientos ascendentes. Después en glúteos y vientre con movimientos más lentos, de arriba  a abajo. Así favorecemos la absorción del tratamiento y activamos el flujo sanguíneo. También es muy importante realizar una exfoliación una vez a la semana para eliminar las células muertas y                  favorecer la absorción del tratamiento.

Además nos ayudará…

  • Beber 2 litros de agua al día y evitar y reducir el consumo de refrescos, sal, conservas y embutidos, ya que favorecen la retención de líquidos.
  • Evitar alimentos ricos en grasa y aumentar el consumo de frutas y verduras, ricas en fibra y antioxidantes.
  • Limitar en el tiempo los tratamientos con anticonceptivos hormonales  y utilizarlos siempre bajo supervisión y control de un ginecólogo. Los gestágenos que contienen son protrombóticos y pueden afectar a  la circulación venosa,  dificultándola, lo que favorece la formación de celulitis.
  • Reducir el consumo de alcohol y tabaco
  • Realizar ejercicio regularmente, aunque sea caminar para activar la circulación
  • Evitar el uso de prendas muy ajustadas

Ánimo y a lucir tipazo este verano!!